Noticia
30 noviembre, 2018

Pedro Duque sobre la huelga de Universidades: “No he estado en Barcelona ni lo he leído”

El ministro de Universidades se desentiende de las protestas en la capital catalana por la precariedad de los profesores asociados y las tasas más altas de España

Las huelgas estudiantiles en Barcelona no han despertado el menor interés al ministro de Ciencia, Innovación y Universidades, Pedro Duque. A su llegada este viernes a una reunión en Bruselas, el político socialista ha evitado explicar su opinión sobre las reivindicaciones de los alumnos. Durante los dos días que ha durado la protesta suspendieron la mayoría de clases, cortaron calles, se manifestaron y ocuparon algunas facultades de la Universidad Pompeu Fabra y la de Barcelona para exigir una reducción del 30% de las tasas universitarias, las más altas con mucho de toda España. "No lo sé, no he estado en Barcelona, ni lo he leído", ha respondido Duque al ser cuestionado sobre su visión del problema.

El precio medio por crédito universitario en Cataluña es de 41,17 euros frente al promedio de 27,7 euros en el resto del Estado, una diferencia que la comunidad educativa considera injusta. Las protestas se iniciaron el miércoles con el bloqueo de algunos accesos a universidades, y continuaron el jueves con el corte de la Diagonal y una manifestación en el centro de la capital catalana. Su ministerio, sin embargo, pretende consensuar unos precios comunes y bajos en todas las regiones. Un máster catalán cuesta el triple que el manchego.

Los estudiantes estuvieron secundados por una huelga de personal docente e investigador de las universidades públicas para pedir una mejora de las condiciones de los profesores asociados y la estabilización de los investigadores. Con la economía española acumulando 19 trimestres consecutivos de alza del PIB, el sector ve llegado el momento de aumentar la inversión en educación, mejorar el ratio de alumnos por clase, acabar con la precariedad de los interinos, y en general, revertir los recortes en la enseñanza pública que se han producido desde el inicio de la crisis económica.

La Generalitat de Cataluña, que asume gran parte de las competencias sobre Universidades, se ha enfrentado estos días a una masiva respuesta en la calle no solo por parte de los estudiantes, sino también de bomberos, médicos y otros funcionarios. Por ahora su reacción se ha limitado a frases de apoyo que no han ido acompañadas de medidas concretas. "Compartimos el gran esfuerzo realizado estos años por los servidores públicos", dijo a través de su cuenta en Twitter.

El ministro español de Universidades también se ha referido a la situación laboral de la mujer en el sector. Y ha pedido paciencia para lograr una mayor igualdad en altos cargos educativos, donde las mujeres rectoras siguen siendo minoría. "El objetivo del Gobierno es la equiparación completa entre hombres y mujeres, pero lógicamente no puede ser en un año". Duque ha lamentado que es en la parte alta de la jerarquía universitaria donde existen "mayores deficiencias", y ha destacado que el Gobierno ha hecho cambios en la ponderación de los currículos "para que las mujeres que deciden ser madres no tengan por eso una desventaja y en la parte final de su carrera tengan igualdad respecto a los hombres".

Fuente: EL PAÍS - EDUCACIÓN