Noticia
20 diciembre, 2018

La Complutense quiere que el ‘Johnny’ vuelva a brillar

El rector de la universidad, Carlos Andradas. ha llegado a un acuerdo con la fundación de la universidad para invertir siete millones de euros en rehabilitar el icónico colegio mayor San Juan Evangelista

La Universidad Complutense de Madrid (UCM) rehabilitará y pondrá en funcionamiento el colegio mayor San Juan Evangelista —conocido popularmente como el Johnny y actualmente en desuso— como instalación propia que combinará la función de residencia de estudiantes y la de centro cultural. “El proyecto cuenta con un presupuesto de siete millones de euros”, ha explicado el rector de la universidad, Carlos Andradas.

"Nos hace ilusión conservar el San Juan Evangelista como una institución pública y evitar que quede sometido a fines comerciales. También volver a ponerlo en funcionamiento y convertirlo en lo que fue antes y después de la Transición", añade Andradas. Habla de la historia del Johnny, inaugurado en 1966 y que durante el tardofranquismo se convirtió en un reivindicativo y efervescente espacio sociocultural. Allí actuaron personajes como El Brujo, Albert Boadella o Juan Margallo. Y Camarón dio su último concierto, en 1992, poco antes de morir.

"La idea es recuperar el espíritu con el que nació El Johnny, que permite combinar el uso de colegio mayor, con un centro cultural aprovechando su auditorio y conseguir que sea sede permanente de la orquesta sinfónica de la universidad, así como de los grupos musicales y teatrales de la Complutense", ha dicho Andradas.

Andradas transmitió al Consejo de Gobierno y al Consejo Social de la UCM el principio de acuerdo alcanzado con la Fundación General de la Complutense (FGUCM), que va a gestionar con la universidad el centro. Según ha informado la universidad, el principio de acuerdo recoge la utilización de los fondos de la extinta Fundación del Amo, hoy en manos de la FGUCM por cesión de la UCMDesde 2001, el Johnny vivió una degradación paulatuina. Ese año una inspección dictaminó la necesidad imperiosa de realizar obras en el edificio.

Olvidado desde 2001

Una década después no solo no había mejorado sino que estaba peor: la concesionaria Unicaja, a través de su fundación, no había hecho ninguna mejora. Con varios expedientes abiertos por Urbanismo, en 2012 se firmó un nuevo acuerdo que obligaba a Unicaja a pagar un canon de 200.000 euros. El acuerdo iba a ser por 25 años y no por 50, como quería la caja, que ya llevaba cinco décadas gestionando el espacio. Ahí empezó el conflicto entre la Complutense y Unicaja, que en mayo de 2014 devolvió las llaves del icónico colegio mayor. A patir de ese momento, el edificio, abandonado, fue ocupado por diversos inquilinos (llegaron a habitarlo 250 personas): gente sin vivienda, pequeños traficantes de drogas, yonkis... En noviembre de 2015 lo desalojaron. Poco después, la Complutense recuperó la titularidad del centro.

Ahora, el acuerdo entre la UCM y su fundación (FGUCM) quiere recuperar el San Juan para que, en palabras de Andradas, “vuelva a ser un centro cultural complutense al servicio de la comunidad universitaria y toda la sociedad”.

En 1966 se inaugura el San Juan Evangelista. Durante el tardofranquismo, se organizaron actividades culturales.

El Brujo, Albert Boadella o Juan Margallo estrenaron sus obras aquí. Propuestas de teatro independiente, con actuaciones de Els Joglars, y su Corral de Comedias lo posicionan como escenario clave.

El último cante de Camarón. En enero de 1992, seis meses antes de morir, dio en el teatro del colegio su último repertorio.

Estudiantes ilustres. Manuel Gutierrez Aragón, Alejandro Reyes Domene, fundador del club de jazz del Johnny o Julián Hernández, cantante de Siniestro Total, fueron algunos de sus residentes.

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Fuente: EL PAÍS - EDUCACIÓN